Inicio arrow Opinión arrow - OPINION -
- OPINION - PDF Imprimir E-Mail
Calificación del usuario: / 3
MaloBueno 

EEUU encarcela a paramilitares como premio a Colombia por atacar a Venezuela


ENVÍO de: Rosario Campos

Agencia Latina de Información Alternativa

Para Petras, el hecho de que Uribe haya encarcelado a las cabecillas paramilitares en Estados Unidos es una forma de callar sus testimonios.

El intelectual estadounidense James Petras estimó que EEUU ha aceptado encarcelar a los 14 cabecillas paramilitares como una forma de retribución al servicio que le ha prestado el Gobierno de Colombia al atacar a Venezuela.

TeleSUR.
Estados Unidos encierra en sus cárceles a jefes de las ultraderechistas Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) como forma de pago al Gobierno colombiano por su persistente política de agresión contra Venezuela, según opinó el sociólogo estadounidense James Petras.

Para Petras, el encarcelamiento de las cabecillas paramilitares es la mejor forma que encontró el presidente colombiano, Álvaro Uribe, para silenciarlos e interrumpir el proceso de averiguación contra unos 65 congresistas de su coalición política, acusados de tener vínculos con las AUC, tema que ha ocasionado una de las peores crisis institucionales del país.
'Lo que es extraordinario, es que estos jefes han dado testimonio en las cortes, sobre sus vínculos con altos dirigentes colombianos. Nombraron a más de sesenta congresistas y miembros del gabinete del Gobierno de Uribe, como colaboradores de los narcotraficantes y paramilitares; han nombrado generales, han nombrado parientes de Uribe como receptores del dinero', destacó Petras.
Desde que estallara en 2006 el llamado 'escándalo de la parapolítica', ha tocado las más altas esferas del poder en Colombia, incluyendo al primo hermano de Uribe, el ex senador Mario Uribe Escobar, quien intentó refugiarse en la embajada de Costa Rica en Bogotá y está actualmente en manos de la justicia.
El intelectual y profesor de la Universidad de Binghamton, en el estado de Nueva York, al noreste de Estados Unidos, denuncia que la administración del presidente estadounidense, George W. Bush, en vez de continuar investigando los lazos 'entre estos capos de la mafia y sus vínculos con la elite colombiana', simplemente los ha encerrado en cárceles, aislados y sin posibilidad de entrar en contacto con la prensa, con la cual podrían hablar de sus socios en el Gobierno de Uribe y en el Congreso de Colombia.
A su juicio, lo que existe entre Estados Unidos y Colombia es más que complicidad, 'una relación carnal' donde Uribe 'se presta a toda la política agresiva de Estados Unidos contra Venezuela, incluso perjudicando las posibilidades de un comercio multimillonario con su vecino, para complacer a los gobernantes de Estados Unidos'.

Sobre las recientes declaraciones de John Walters, el llamado 'zar antidrogas' estadounidense quien dijo que el presidente venezolano, Hugo Chávez, 'tiene mucho que explicar', Petras indicó que constituyen un esfuerzo para desviar la atención sobre la sorpresiva extradición de los cabecillas paramilitares.
Walters, según Petras, tiene un interesante historial familiar y propio que lo remite a las más sangrientas guerras en Centroamérica, responsables de la masacre de cientos de indígenas y campesinos.
'El señor Jhon Walters tiene una biografía interesante. Su padre, Vernon Walters, era la cabeza de la política contrainsurgente de los Estados Unidos en los años 60 y 70. Vernon Walters era el arquitecto de las masacres en Centroamérica, donde murieron más de 300 mil indígenas y campesinos en El Salvador y Guatemala, y en la guerra de las contras en Nicaragua. Dirigió las guerras sangrientas en Colombia en esos mismos años', relató a la Agencia Bolivariana de Noticias (Abn).

Considera 'increíble' que EEUU opine sobre el tema del narcotráfico, cuando Álvaro Uribe, su principal aliado en Latinoamérica, 'está metido hasta las narices en el narcotráfico y tiene una carrera política financiada por los narcotraficantes'.
IV Flota: 'Debilidad de Bush'
Con respecto a la presencia de la IV Flota de la Armada estadounidense en aguas del Caribe y del Atlántico, a partir del próximo primero de julio, el profesor Petras, expresó que no se trata de una manifestación de ofensiva sino más bien de debilidad por parte del Gobierno de Bush.
'La movida de la IV Flota es una expresión del debilitamiento político y económico de los Estados Unidos en América Latina. Es evidente que en los últimos años, a partir de los enormes ingresos que han acumulado Argentina, Brasil y otros países, estos gobiernos, incluso los gobiernos neoliberales como el de Lula, han tomado distancia de Estados Unidos. Ya no dependen del FMI (Fondo Monetario Internacional), han cancelado sus deudas con el Banco Mundial', explicó el intelectual.
Añadió que en los Estados Unidos 'faltan las palancas de influencia que han tenido en el pasado, entonces tratan de recuperar alguna influencia en América Latina, a partir de ejercicios con las cúpulas militares. Es una medida militar de compensación por la debilidad política y económica que han sufrido en los últimos tiempos'.

Guajira: 'Provocación contra Venezuela'
El reciente anuncio de un posible traslado de la Base militar que Estados Unidos mantiene en la localidad ecuatoriana de Manta, a la Guajira colombiana, es para James Petras un acto de provocación destinado a provocar a Venezuela desde la vecina Colombia y a respaldar los propósitos secesionistas del gobernador del fronterizo estado venezolano del Zulia, el opositor Manuel Rosales.
'Lo que Washington está negociando con Colombia es transferir la base de Manta a la Guajira, hacia la frontera colombo-venezolana, como un punto de tensión y de conflicto con Venezuela. Pierde influencia en Ecuador y trata, a partir de su principal aliado, Colombia, coordinar provocaciones y, tal vez, algún ataque contra Venezuela', puntualizó.

 Enlaces de melinka29
 
< Anterior   Siguiente >
 
gaza1.jpg